lunes, 25 de enero de 2010

Perfil linguístico del retraso del lenguaje

  • Reducción y simplificación del sistema fonológico.
  • Retraso en la adquisición de determinadas categorías morfológicas.
  • Incorporación lenta de las marcas flexivas, que varían y precisan el significado de las palabras.
  • Predominio de oraciones con pocos elementos.
  • Frecuentes errores de concordancia entre los elementos de las frases.
  • Incorporación lenta de palabras al vocabulario.
  • Dificultad para recordar el término con el que se denomina al referente.
  • Dificultad para establecer relaciones entre palabras que pertenecen a una misma categoría semántica.
  • Escasa participación espontánea en situaciones de conversación colectiva.
  • Dificultad para iniciar y mantener turnos conversacionales.
  • Habilidades comunicativas limitadas.
Los niños con este trastorno presentan mayores dificultades que otros, para el aprendizaje de la lectoescritura y para las tareas escolares en general. Es por esto que podemos considerarlos un grupo de riesgo de cara al fracaso escolar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada